Elevación de Pecho Mastopexia
"Te explicamos todo lo que necesitas saber sobre la operación de elevación de senos."
_____

Mastopexia, ¿en qué consiste la cirugía estética de elevación de pecho?

La mastopexia es la intervención para la corrección de la mama caída. La mama normal tiene un equilibrio entre la piel y el contenido de la misma. Cuando este equilibrio se altera, la mama cae.

En estos casos, es necesario actuar sobre ambos factores: sobre el exceso de piel, si lo hay, y sobre el contenido mamario, cuando sea insuficiente.

Esta intervención en que llevamos el complejo areola-pezón a una posición superior y retensamos la piel, recibe el nombre de mastopexia.

Es una cirugía que se realiza bajo anestesia general con una estancia hospitalaria de 24 horas. Tras la intervención, al día siguiente la paciente se va a casa sin necesidad de tener que llevar vendajes, tan solo un sujetador del tipo deportivo.

La Ptosis mamaria

La mastopexia ofrece resultados muy satisfactorios en la corrección de la ptosis mamaria, o caída del pecho.

El paso de los años y el propio efecto de la gravedad, provocan que el pecho de la mujer vaya perdiendo turgencia y tienda a descolgarse de forma natural.

Esto es debido a que la mama no se fija sobre ningún músculo o ligamento que le pueda aportar una sujeción natural, sino simplemente está mantenida por la piel que la recubre y el tejido conjuntivo que forma parte de su estructura.

Factores que influyen en la caída del pecho

Existen diversos factores que influyen directamente:

Los embarazos y la lactancia

Los períodos de gestación en la mujer, y la posterior etapa de lactancia materna, provocan un incremento en el volumen de los senos. Pasadas estas etapas, el pecho reduce su tamaño, y en muchas ocasiones queda disminuido su contenido, provocando la caída y falta de replección debida a la pérdida de volumen y a la distensión de la piel.

El paso de los años

Con el paso del tiempo, y al perder tonicidad los tejidos, las fibras cutáneas se distienden y relajan, provocando un descenso de la mama. Este puede ser más o menos acusado según diversas circunstancias. En general, se recomienda llevar una vida sana, con una alimentación equilibrada y la práctica de ejercicio físico moderado, reducir el consumo de café y tabaco, no tomar baños excesivamente calientes y no sobreexponerse al sol en largas jornadas.

Los cambios notables en el peso

Las variaciones frecuentes en el peso tienen una repercusión importante en el pecho, provocando cambios de volumen que afectan directamente a la tonicidad de la piel y del parénquima mamario. Estas variaciones provocan, a la larga, un deterioro del colágeno que es el principal elemento constitutivo de las fibras de sostén de los tejidos.

Grados de ptosis mamaria

No todas las mamas caídas presentan el mismo grado de descenso, y, en consecuencia, la técnica empleada podrá variar.

El grado de ptosis de una mama viene determinado por la posición que ocupa el complejo areola-pezón dentro de la estructura mamaria, según la escala de Regnault.

grados ptosis mamaria

Grado I: Ptosis moderada

Es la más leve, y se caracteriza por un descenso del pezón que queda a la altura del surco submamario.

Grado II: Ptosis avanzada

Cuando el descenso es más acusado, el complejo areola-pezón desciende ligeramente por debajo del surco submamario.

Grado III: Ptosis severa

En este caso, la caída es más acusado y visiblemente se percibe la mama por debajo del surco submamario y orientada hacia abajo.

Habitualmente, el grado I suele corregirse con un abordaje periareolar, ya que la piel a extirpar no es excesiva, limitando con ello la cicatriz al contorno de la areola. En los casos más avanzados (grado II y III), la técnica va a requerir realizar una cicatriz adicional vertical que discurrirá desde la areola hasta el surco submamario, y para los casos más acusados, otra más que se trazará a lo largo del surco submamario.

¿Qué paciente es la candidata ideal para someterse a una mastopexia?

Paciente ideal MastopexiaLa mastopexia está indicada para los casos en que la paciente presenta un descolgamiento de la mama inestético. Con la elevación del pecho lograremos una silueta armónica con el resto del cuerpo y un pecho de forma agradable con plenitud en el escote.

Es una cirugía muy indicada para mujeres que, tras el embarazo o la lactancia, presentan unos senos con aspecto caído. En estos casos, es aconsejable planificar la cirugía una vez que la paciente no prevea volver a quedarse embarazada, ya que los resultados podrían deteriorarse con un nuevo embarazo. La cirugía de elevación de senos, en muchos de estos casos, puede requerir la colocación de un implante mamario cuando el pecho se vea vacío.

En las mujeres de pecho voluminoso es más frecuente que esta sufra un descolgamiento secundario debido al paso de los años combinado con el efecto de la gravedad. En todos estos casos, la cirugía de elevación de pechos logrará un resultado muy satisfactorio. En muchas ocasiones es aconsejable que la corrección de la ptosis lleve aparejada una moderada reducción del volumen y, consecuentemente, del peso del tejido mamario para evitar reproducir su caída.

Como en cualquier intervención de cirugía estética mamaria, es aconsejable en las pacientes jóvenes plantear el procedimiento una vez que haya tenido lugar el desarrollo completo de la mama. Tras la lactancia, recomendamos planear la intervención una vez que el volumen mamario no sufra variaciones. En las pérdidas ponderales se recomienda, igualmente, que haya transcurrido un período suficiente de estabilidad en el peso para que los resultados de la intervención no se vean afectados por variaciones futuras.

Solicita cita previa

En la consulta aclararemos todas las dudas que puedas tener

La técnica ¿cómo se realiza una mastopexia?

El objetivo de una mastopexia es restablecer el equilibrio entre la piel que recubre la mama y el contenido. En algunos casos bastará con la eliminación de la piel redundante, reposicionando el complejo areola-pezón (CAP) en tanto que en los casos en los que haya un déficit de tejido mamario, habrá que colocar además un implante que nos permita adecuar el volumen deseado.

La cirugía estética de elevación de senos se realiza bajo anestesia general y en un quirófano con las condiciones de asepsia y medidas de seguridad necesarias.

Es muy importante realizar un buen diseño pre-operatorio sin prisas y tomando el tiempo necesario para lograr una excelencia en los resultados.

No siempre hay que colocar implantes, aunque es frecuente tener que hacerlo, empleándose implantes similares a los que utilizamos para un aumento de pecho normal.

Tipos básicos de mastopexia

La técnica aplicada y las incisiones que se van a realizar, van a diferir en función de la cantidad de piel que va a ser necesario eliminar. Por eso diferenciamos tres tipos básicos de mastopexia.

Mastopexia periareolar y la técnica Round Block

Es aquella en la que se escinde una porción de piel alrededor de la areola para permitir un retensado de la piel suficiente. En estos casos, la cicatriz resultante es circular y recorre el perímetro de la areola.

Se puede utilizar únicamente en la corrección de ptosis moderada, ya que una escisión muy amplia de piel impediría acomodar las dimensiones de la incisión exterior al diámetro areolar. Para dar estabilidad a la cicatriz y evitar un ensanchamiento secundario, se recurre a una técnica llamada “Round Block”, consistente en dejar bajo la piel un hilo de sutura circular que nos permita adaptar la incisión externa al perímetro de la areola y que mantenga la zona de sutura sin tensión, evitando con ello el ensanchamiento secundario de la cicatriz.

Uno de los inconvenientes que tiene la técnica periareolar es una disminución en la proyección del CAP tanto mayor cuanto mayor es el diámetro de la piel a escindir, por lo que no es adecuada para aquellos casos en los que la cantidad de piel a eliminar sea considerable, debiendo recurrir en estas situaciones a los otros tipos de mastopexia.

Incisión Mastopexia Periareolar
Mastopexia Vertical

Mastopexia vertical

En los casos en los que existe un mayor exceso de piel o un notable descenso del complejo areola-pezón, resultará necesario realizar una incisión adicional. Este tipo de mastopexia origina una cicatriz circular rodeando la areola, como en el caso de la anterior, y una cicatriz vertical que parte de la areola y baja hasta el surco submamario.

Maxtopexia en T Invertida

Mastopexia en T invertida

Cuando la caída del pecho es muy grande, el exceso cutáneo que habrá que extirpar será mayor.

Para realizar este tipo adecuadamente se añade una tercera incisión a las anteriores, en forma de T invertida que recorre el surco submamario.

La elección del tipo de mastopexia adecuada viene condicionada por el grado de elevación necesaria para la recolocación del CAP y la cantidad de piel a escindir.

Antes de la cirugía de elevación de senos (pre-operatorio)

Valoración en consulta

Conocer las expectativas y deseos de la paciente es el primer paso para hacer una correcta planificación de la intervención y lograr una excelencia en el resultado.

En consulta, el cirujano realiza una valoración de la paciente para determinar la técnica más conveniente, explicando el procedimiento, los estudios preoperatorios que debe realizar y aclarando las posibles dudas. Se realiza una historia clínica completa que incluye toma de fotografías para la correcta documentación y estudio de cada caso.

La calidad de la piel y la textura del tejido mamario influirán en el planteamiento necesario para la cirugía.

Diseño pre-operatorio mastopexia

Diseño pre-operatorio de la mastopexia

El diseño preoperatorio va a ser determinante en el resultado de la cirugía y de las cicatrices que esta dejará.

Para los diseños más complejos, citamos a la paciente en consulta previamente a la cirugía al objeto de hacer las mediciones y el marcado con calma, dedicándole todo el tiempo necesario.

Después de la cirugía de elevación de mamas (post-operatorio)

La vuelta a casa y pautas post operatorias

La mastopexia es una cirugía que se realiza bajo anestesia general, con una estancia hospitalaria de 24 horas.

Tras la intervención, al día siguiente la paciente se puede ir a su domicilio sin vendajes, utilizando simplemente un sujetador de tipo deportivo.

Para mejorar el post operatorio y hacerlo menos incómodo, colocamos una lámina de plástico adhesiva en la zona de sutura que permite a la paciente hacer una higiene normal, incluyendo la ducha, desde el mismo día del alta hospitalaria.

La vuelta a la normalidad

La reincorporación a la rutina laboral con una actividad física moderada, se puede realizar en un período variable que oscila entre los 5-14 días, que va a depender de la evolución del post operatorio, pero que, por nuestra experiencia, no suele alargarse más allá de las 2 semanas.

Para trabajos que requieran grandes esfuerzos físicos, el período de recuperación de la actividad puede prolongarse algunas semanas más.

Preguntas frecuentes

¿Dónde realiza las intervenciones de elevación de senos el doctor López Burbano?

El doctor realiza todas sus operaciones en el hospital MAZ en Zaragoza, en quirófano y bajo anestesia general.

¿La mastopexia deja cicatrices visibles?

Cada caso requiere de un estudio previo pormenorizado para determinar el grado de descenso de la mama y, en consecuencia, la técnica más adecuada. La cicatriz resultante de una cirugía de elevación de senos dependerá de la técnica que se ha empleado. En los casos con un menor descenso de la mama, la cicatriz quedará disimulada en el perímetro de la areola. Para casos más avanzados, podrá existir una segunda cicatriz vertical desde la areola hacia el surco submamario. Y en los casos más severos, la cicatriz se prolongará por el surco submamario.

El diseño preoperatorio nos permitirá situar adecuadamente las cicatrices de forma que queden disimuladas con el sujetador o la parte superior del bikini.

¿Se puede planificar simultáneamente la mastopexia con una reducción mamaria?

Sí. De hecho, una reducción mamaria no deja de ser una mastopexia con disminución del volumen de los senos.

¿Me puedo aumentar el pecho a la vez que me hago una mastopexia?

Sí. En los casos en los que hay un déficit de tejido mamario, puede resultar imprescindible añadir un implante para equilibrar el contenido de la mama con la piel que la rodea.  Una vez valorado el caso en consulta, determinamos, junto con la paciente el tamaño y tipo de implante que mejor resultado va a proporcionar.

¿Puedo perder la sensibilidad en el pezón tras la intervención?

Por nuestra experiencia, transcurridas unas semanas, la paciente recupera una sensibilidad satisfactoria. No obstante, hay un pequeño porcentaje que no la recupera o solo lo hace parcialmente.

¿Se puede hacer algo para mejorar la calidad de las cicatrices?

Sí. Indicamos a nuestras pacientes unas pautas sencillas de cuidados que favorecen la elastificación y reducción del colágeno cicatricial tendentes a la obtención de cicatrices finas y poco perceptibles.

Quiero información ahora

Somos especialistas en cirugía plástica y estética. Pide información ahora y presupuesto sin compromiso.